Segunda edición del curso de verano de inmersión lingüística para niños de Primaria procedentes de familias de origen migrado

La Fundació Didàctica Catalunya reafirma su compromiso con Mataró

• El proyecto quiere evitar el riesgo de exclusión social de los niños de familias de origen migrado, por falta de experiencia en los idiomas y la cultura de nuestro país.
• La elevada tasa de inmigración en Mataró se concentra en personas entre los 20 y los 40 años, en edad de tener hijos
• El curso no tendrá costo para los participantes y la intención de la Fundació es convertirlo en estable

Mataró, 27 de junio de 2018. La Fundació Didàctica Catalunya, con el visto bueno del Ayuntamiento de Mataró y la colaboración de las escuelas del municipio y de la Fundació La Caixa, y cumpliendo una parte muy importante de su fin fundacional, se propone continuar con su actividad de cursos intensivos de verano de inmersión lingüística para niños de Primaria procedentes de familias de origen migrado que presenten graves problemas de competencia en catalán y / o castellano.

El objetivo es ayudar a estos niños, para que en el curso lectivo próximo 2018-2019 sigan el ritmo escolar con más experiencia en ambos idiomas y que su capacidad de integración con el resto de alumnos mejore, ayudando así a la aprovechamiento de todos. La intención de la Fundación es implantar este taller como una actividad propia a llevar a cabo con continuidad mientras haya niños en Mataró que lo necesiten y las escuelas lo consideren conveniente.

Éxito de la primera edición
La segunda edición de esta nueva y necesaria iniciativa impartirá en Didáctica Mataró, centro operativo en Mataró de la Fundació Didàctica Catalunya, en colaboración con la Escuela Camí del Mig y la Escuela Germanes Bertomeu, entre el 2 de julio y el 31 de agosto, dada la gran acogida y los buenos resultados obtenidos en la primera edición en el verano de 2017. Tal y como se describe en el informe final del curso 2017, y han constatado las escuelas participantes, además del notable incremento en la mejora de las competencias lingüísticas (lectura, escritura y expresión oral) detectadas en los alumnos que participaron, el análisis de los resultados del curso constata que algunos niños que presentaban actitudes especialmente significativas de falta de voluntad de emplear el catalán cambiaron absolutamente este rechazo y ahora entienden y aceptan su uso con normalidad.

En esta ocasión, el curso va dirigido a 48 niños de primaria, que cursarán 1,5 horas diarias de lunes a jueves (ambos inclusive) en 8 grupos de 6 alumnos cada uno, distribuidos, ateniéndonos al grado de experiencia individual y también a la edad de los niños, en 4 aulas diferentes en cada una de las 2 sesiones diarias.

Al igual que el verano de 2017, las personas usuarias disfrutarán del curso para sus hijos sin coste y sólo aceptará aquellas familias que se comprometan a que sus niños sigan el taller entero sin hacer fiestas o vacaciones, más allá de 5 días lectivos, a lo largo de los 2 meses.

La diversidad de los habitantes de Mataró
En Mataró, actualmente, conviven ciudadanos provenientes de 102 nacionalidades diferentes que hablan más de 20 lenguas. Más del 65% de las familias recién llegadas han llegado de Marruecos, China, Senegal y Gambia, y el 80% de estos colectivos se concentran en los barrios de Cerdanyola, Rocafonda, Eixample y Palau-Escorxador.

En Mataró, la tasa de inmigración es muy importante y estas personas, en gran parte, están dentro del segmento de edades comprendido entre los 20 y los 40 años. El hecho de la diversidad de culturas de origen y de la concentración en barrios por procedencia étnica hace que a menudo los niños, cuando comienzan la enseñanza reglada, presenten graves carencias en el conocimiento de nuestros idiomas, sobre todo del catalán, lo que condiciona negativamente su aprendizaje y su integración cultural.

La Fundación
La Fundació Didàctica Catalunya es un proyecto iniciado por un grupo de profesionales de la enseñanza, la psicología y la gestión empresarial, con el objetivo de ayudar al desarrollo, con igualdad de oportunidades, del mayor número posible de niños y jóvenes de nuestro país que presenten disfunciones de comportamiento o carencias lectivas individuales.

Su primer centro operativo está situado en Mataró, y durante los casi 4 años de existencia ha sido la cuna de la Fundació y ha permitido alcanzar la suficiente seguridad en el proyecto.