Comunicado: Balance de la actividad educativa de la Fundació Didàctica Catalunya durante la crisis del Covid-19

La Fundació Didàctica Catalunya no decae en su actividad asistencial y no ha parado en ningún momento los proyectos y los servicios que se estaban llevando a cabo a mediados de marzo 2020, cuando se decretó el confinamiento obligatorio. Durante este confinamiento se siguió con todas las actividades en línea, ayudando todos aquellos que tenían dificultades en conectarse hasta el nivel de hacerlo por teléfono móvil, cuando no había otro medio.

Fueron dos meses y medio muy duros, con un gran esfuerzo de todas nuestras profesionales, pero no dejamos a nadie sin servicio.

Encontramos una gran complicidad con los Centros de acogida, las escuelas y la mayoría de los IES para llevar a cabo nuestra ayuda formativa y, a partir del mes de junio, ya volvimos a la actividad presencial para todos aquellos alumnos que así lo aceptaban sus responsables, siguiendo en línea con los que aún no lo veían claro.

Durante los meses de julio y agosto hemos llevado a cabo el CIL 2020, 4º Curso de Inmersión Lingüística para niños cursando Educación Primaria y ha sido el más concurrido, con 92 alumnos diarios.

Pero también hemos seguido con el curso de Formación para el Voluntariado para Jóvenes que han Migrado Solos (JMS) en colaboración con los centros y pisos de acogida bajo la tutela de la DGAIA, y con el curso de refuerzo en asignaturas troncales de la ESO, en colaboración con los IES de Mataró.

Estos importantes proyectos los estamos llevando a cabo gracias básicamente a las subvenciones recibidas de la Direcció General de Política Lingüística y del Departamento de Treball, Afers Socials i Famílies de la Generalitat de Catalunya, y los resultados que estamos obteniendo son realmente importantes.

No debemos desfallecer, pues, la pandemia nos puede provocar, nos puede intentar ralentizar e incluso desalentar, pero tanto la sociedad como la Administració de Catalunya estamos demostrando que somos y seremos capaces de remontar las graves circunstancias que se nos han venido encima, a menudo sin haber podido intervenir directamente para intentar apaciguarlas.

Contad con la Fundació Didàctica Catalunya, no os fallaremos.